jueves, abril 9, 2020

La Virgen de la Fuensanta retornó a su santuario

Tal y como manda la tradición, el martes posterior a su festividad, la Virgen de la Fuensanta Coronada, excelsa patrona de Murcia retornó a su santuario del monte acompañada de miles de devotos venidos de todas partes con tal de contemplar a la morenica recorriendo las calles y caminos que la conducían a su santuario en Algezares.

A las 8 de la mañana en punto la Virgen de la Fuensanta aparecía en la puerta del Perdón de la Catedral de Santa María para comenzar su recorrido hasta la que es su casa, todo esto bajo una leve alerta de lluvias que días anteriores había ocasionado la denominada riada de Santa María y que en esta jornada fue tan recordada por los devotos de la patrona de la ciudad y su huerta, a la que se pidió y rezó por todo lo pasado y lo que estaba por venir. Poco a poco la imagen fue abandonando el centro de la ciudad para adentrarse en el barrio del Carmen, donde la ciudad se despidió oficialmente de ella hasta que la próxima Cuaresma devuelva a la Virgen a la Catedral.

Tras el paso por el barrio tocaba recorrer las calles del Infante y Ronda Sue, para así llegar al Progreso, donde la Virgen fue detenida en numerosas mesas para el descanso de sus estantes y donde los devotos aprovecharon para tenerla aún más cerca. Entre volteo de campanas y vivas fue recibida en la parroquia de este barrio, para al poco después elevarse sobre el reguerón y entrar en el término de Algezares, donde la Virgen tuvo que ser protegida ante el comienzo de una insistente lluvia que la acompañó hasta los últimos metros de su recorrido, donde triunfalmente entró en su santuario.

Más artículos de interés

- Advertisement -

¡síguenos!

686FansMe gusta
2,843SeguidoresSeguir
1,360SeguidoresSeguir




- Advertisement -