lunes, 8 agosto 2022
Booking.com

Madrid rinde honores a la Almudena

Booking.com
3,183FansMe gusta
5,578SeguidoresSeguir
2,979SeguidoresSeguir
488SuscriptoresSuscribirte

«Tú que estuviste oculta en los muros

de este querido y viejo Madrid,

hoy resplandeces ante tu pueblo,

que te venera y espera en ti».


Así reza un fragmento del himno de la Virgen de la Almudena. Y es que el pasado día nueve el pueblo de Madrid salía a la calle para celebrar la festividad de su patrona.

La jornada comenzaba poco antes de las diez y media de la mañana, momento en que la Virgen salía por la puerta principal de la Catedral comenzando la procesión de ida hacia la Plaza Mayor.

Con motivo del Año Jubilar Mariano, concedido por el 25 aniversario de la consagración de la Catedral, fue portada por los anderos de la Hermandad de Jesús el Pobre, que tuvieron el honor de llevarla en el paso de su titular. Para la ocasión la imagen lucía la corona imperial que realizara el platero Luis Pecul Crespo en 1828 y un manto regalado por la reina Isabel II en 1856, realizado en seda blanca con motivos estrellados bordados en hilo de oro.

Cabe citar que la talla que procesiona es una copia de la patrona, ya que la original permanece durante todo el año en su altar de la Catedral.

Puntual, a las once de la mañana, la patrona llegaba a la misma bajo los cantos del coro de la Catedral, donde tuvo lugar la Solemne Eucaristía presidida por el cardenal Osoro y concelebrada por los obispos auxiliares, vicarios episcopales y numerosos presbíteros. A la misma acudieron numerosas autoridades de la ciudad y de la comunidad así como representaciones de las hermandades y cofradías de Madrid y pueblos de la provincia.

Una plaza abarrotada de fieles que bajo un sol esplendido no querían perderse este momento.

Durante la misma, la alcaldesa de Madrid Doña Manuela Carmena, renovaba el Voto de la Villa como viene haciéndose desde 1646.

En su homilía, monseñor Osoro subrayó que «Jesús nos deja a María como Madre para que aprendamos junto a Ella que la verificación del amor a Dios se muestra en el amor que tengamos al prójimo y, al revés, que el amor al prójimo muestra el valor que damos a Dios».

Tras la celebración de la misa, la Virgen de la Almudena abandonaba la Plaza Mayor para discurrir en su procesión de vuelta por las calles Sal, Postas, Esparteros, Mayor, Bailén y culminar en la Plaza de la Almudena, donde se llevaba a cabo la ofrenda floral solidaria que venia realizándose desde días previos y dejando una bella estampa.

Durante el transcurso de la procesión, las casas regionales y grupos tradicionales homenajeaban a la patrona, acompañados por un largo cortejo de representantes de las hermandades y cofradías de la ciudad y pueblos aledaños invitados al acto, así como las dos congregaciones que tienen como titular a la patrona: la Real e Ilustre Esclavitud y Santo Rosario de Santa María la Real de la Almudena y la Corte de Honor de Santa María la Real de la Almudena.

 

La Agrupación Musical Nuestro Padre Jesús Nazareno »El Pobre» fue la encargada este año de poner el toque musical tras el paso llevado por los anderos de la Hermandad.

Tras una procesión que quedará para el recuerdo de muchos, la patrona regresaba a su casa con el volteo de las campanas de la Catedral, la mecida de los anderos y el pueblo de Madrid que entre vivas y aplausos, se despedía de la madre hasta el próximo año.

¿Te ha gustado este artículo? ¡Compartelo!

Más noticias de Diario de Pasión

spot_imgspot_img
spot_imgspot_img
Booking.com
3,183FansMe gusta
5,578SeguidoresSeguir
2,979SeguidoresSeguir
488SuscriptoresSuscribirte