Zamora comienza los preparativos de una Semana Santa que no llegará

0
319

el ayuntamiento de zamora se engalana con los típicos reposteros que marcan el inicio de la semana santa.

A pesar de la cancelación por el Coronavirus de las procesiones de Semana Santa, el Ayuntamiento de Zamora, con la aprobación de todos los grupos políticos ha dado el visto bueno a la colocación de los reposteros en la fachada del consistorio, como símbolo de respeto, tradición y unidad frente a la pandemia que estamos viviendo.

Los reposteros que se colocan en los balcones del Ayuntamiento de la ciudad, marcan el inicio de la Semana Santa en Zamora. Todos los zamoranos los conocen, es la señal de que estamos en las puertas de esa semana tan esperada para todos.

Cada repostero lleva un anagrama que representa a cada una de las cofradías que hay en la ciudad; Se colocan de izquierda a derecha empezando la primera fila con el de la Cofradía del Espíritu Santo la cual sale en la noche del Viernes de Dolores y acabando abajo a la derecha con el de la Resurrección .

Es sin duda, un gesto muy emotivo por parte del Ayuntamiento de la ciudad, colocar a pesar de todo, las «banderas» que desde niños hemos visto ondear en esa fachada, las cuales han sido durante años unas silenciosas espectadoras de momentos clave de la semana de pasión zamorana, como el canto de «La muerte no es el final» en la tarde del Lunes Santo, ver llegar a la Esperanza un Jueves Santo por la mañana después de cruzar el puente de piedra y subir la cuesta de Balborraz, o toda Zamora cantándole la Salve a Nuestra Madre de las Angustias en la noche de Viernes Santo, y volviéndosela a cantar en la tarde del Sábado Santo a la Soledad.
Son momentos que este año no se celebrarán, tendremos que recordar los de años pasados pero con la vista puesta en el año que viene.

FOTO: Zamora24horas.