Tal y como viene realizando los últimos años, la Cofradía de Nuestro Señor Jesús de la Redención ha celebrado en la víspera de la festividad de Cristo Rey, el acto de culto a Nuestro Padre Jesús de la Misericordia. 

En la Iglesia Conventual de San Marcos, donde se encuentra situada la imagen durante todo el año, y tras el rezo del Santo Rosario, tuvo lugar la celebración de la Santa Misa en honor a la Sagrada Imagen. 

La talla fue situada en el altar mayor, para veneración del público asistente. El acompañamiento musical fue a cargo del Coro Parroquial de San Martín. 

En esta ocasión y debido a los protocolos sanitarios, quedó suspendido el habitual besamano a la imagen.