lunes, 6 diciembre 2021
Booking.com

Los Padres Carmelitas honran a San Juan de la Cruz

Booking.com
3,183FansMe gusta
5,578SeguidoresSeguir
2,761SeguidoresSeguir
467SuscriptoresSuscribirte

El pasado 14 de Diciembre, la Iglesia Casa Natal de Santa Teresa acogía los cultos en honor al Santo Doctor de la Iglesia.

Una de las palabras que mejor definen a Ávila es sin lugar a dudas el de Mística. Una espiritualidad mística a la que tanto la Ciudad como la Provincia de Ávila han aportado a dos de los Místicos mas importantes de la Historia Universal: Santa Teresa de Jesús y San Juan de la Cruz. Dos Santos de férrea y firme amistad en Cristo, cuyo impagable ejemplo de solidaridad y de testimonio evangelizador de la Fe, junto a sus bellos escritos (siendo ambos Patrones de los Escritores Españoles) han hecho de ellos dos de las figuras más importantes de la Cristiandad.

En esta ocasión, nos vamos a centrar en el que es el autor de varias de las obras más bellas de nuestra literatura, como son la Noche Oscura del Alma, el Cántico Espiritual, la Llama de Amor Viva, Subida al Monte Carmelo…….. . Estamos hablando sin duda ninguna de San Juan de la Cruz.

Juan de Yepes Álvarez (su nombre real) nació en el 24 de Junio de 1542 en la localidad abulense de Fontiveros. Hijo de los modestos tejedores de Gonzalo de Yepes y Catalina Álvarez, su infancia se caracteriza por una abundante miseria y pobreza debido a la gran crisis de alimentos y agraria que reinaba en aquella época. En Medina del Campo Juan estuvo ayudando a curar a los enfermos en el llamado Hospital de Bubas. Será en la Villa de las Ferias donde recibirá su vocación ingresando en el Carmelo de Medina, bajo el nombre de Fray Juan de Santo Matia. Juan estudiaría Artes en la Universidad de Salamanca, ordenándose sacerdote en 1567. Sera en otoño de ese mismo año cuando Juan conocerá por primera vez a la que sería su gran Amiga Santa Teresa de Jesús, a quién acompañaría en su fundación de Valladolid. Tal era la confianza y la profunda y gran amistad que unía a ambos Santos que Santa Teresa llamaba cariñosamente a San Juan de la Cruz, como su «medio fraile» debido a su baja estatura. Poco tiempo después a la Fundación de Valladolid, ambos realizarían la primera fundación masculina en Duruelo donde cambiaría su nombre para ser Juan de la Cruz. El Santo Fontivereño fue un gran luchador para devolver a la Orden del Carmelo al esplendor de sus orígenes, ayudando a Santa Terea en la tan necesaria reforma Carmelita. Juan de la Cruz tuvo que enfrentarse con muchos frentes que era reacios a la Reforma, y que querían que la Orden permaneciera tal y como existía en ese momento. Una lucha incansable por reforzar y fortalecer la esencia del Carmelo, que llevaría a cabo hasta su muerte en Úbeda el 14 de Diciembre de 1591. Tras su muerte su cuerpo sería trasladado hasta Segovia, Convento en el que el Santo había sido por última vez prior, y donde en la actualidad se conservan sus restos.

84 años después, el 25 de Enero de 1675 Su Santidad el Papa Clemente X beatificó a Juan de la Cruz, siendo canonizado por S.S. el Papa Benedicto XIII el 27 de Diciembre de 1726. Coincidiendo con el Aniversario de la Fundación por parte de Santa Teresa de Jesús del Convento de San José de Ávila, con el que se inició la Reforma Carmelita, S.S. el Papa Pio XI proclamó San juan de la Cruz como Doctor de la Iglesia.

A pesar de los siglos que han pasado, su ejemplo de humildad y Santidad siguen más vivos y presentes que nunca en nuestro mundo gracias a la magnifica labor que realiza la Familia Carmelita. En Ávila tenemos el inmenso honor de contar con un gran Alma Carmelita, que sigue dando testimonio de la Fe y de la Santidad de dos de los ejemplos más grandes de Santidad de la historia de la Iglesia. Pero si hay un lugar en la ciudad de la Muralla en el que el corazón carmelita late si cabe mas intensamente es sin lugar a dudas en la Iglesia Casa Natal de Santa Teresa de Jesús. Será en este bello y majestuoso Templo donde tiene lugar cada año el emocionado y solemne Triduo con el que los Padres Carmelitas de la Santa honran a San Juan de la Cruz. Unos cultos que comienzan el día 11 de Diciembre y en los que en cada jornada tiene lugar una bella y emotiva predicación por parte de los Padres Carmelitas. Este año las predicaciones han sido a cargo del Padre Lucio del Burgo, (día 11), el Padre José Damián Gaitán (día 12) y el Padre Domingo Renedo (día 13).

Durante la jornada el día 13 la Colonia Fontivereña de la Ciudad de Ávila realizó una Ofrenda Floral a su Patrón, entregando un bello centro floral que se depositó en el magnífico Altar de Cultos, elaborado por los Padres Carmelitas y que estaba presidido por la magistral efigie de San Juan de la Cruz, perteneciente al Taller del genial imaginero Gregorio Fernández y que se encuentra al culto en el Templo.

Ya en la jornada del día 14, Festividad del Santo, tuvo lugar la Solemne Eucaristía en honro a San Juan de la Cruz y que estuvo presidida por el Padre Prior del Convento de la Santa, el Padre David Jiménez, quién realizaría la predicación en torno al Santo en su jornada Festiva.

Durante estos días en la Iglesia de la Santa se ha vivido una situación muy especial. Una emotiva circunstancia que nos recuerda aún más a la vida del Santo Fontivereño. En los cuatro días de los cultos a San Juan de la Cruz, su magnifica efigie ha coincidido en el Altar Mayor con la extraordinaria Imagen de Santa Teresa de Jesús realizada por Gregorio Fernández. La Santa de Ávila a la derecha del Altar, el Santo de Fontiveros a la izquierda del presbiterio, y en el Centro el Señor Sacramentado por el que San Juan y Santa Teresa entregaron sus vidas, ante la atenta y maternal mirada de la Reina de la Orden del Carmelo: Ntra. Sra. del Carmen.

¿Te ha gustado este artículo? ¡Compartelo!

Más noticias de Diario de Pasión

spot_imgspot_img
spot_imgspot_img
Booking.com
3,183FansMe gusta
5,578SeguidoresSeguir
2,761SeguidoresSeguir
467SuscriptoresSuscribirte