martes, 16 agosto 2022
Booking.com

Comienzan las Coronas a Nuestra Señora de los Dolores

Booking.com
3,183FansMe gusta
5,578SeguidoresSeguir
2,984SeguidoresSeguir
489SuscriptoresSuscribirte

La localidad toledana de Villacañas ha celebrado este primer viernes de Cuaresma en la Ermita del Santísimo Cristo del Coloquio la primera Corona a Nuestra Señora de los Dolores. En las Coronas, que se celebran todos los viernes de Cuaresma, se integra la Eucaristía, se realiza la lectura del Miserere, se rezan los preces con el recuerdo de los dolores de la Virgen, y se canta la Salve Dolorosa. El acto está presidido por la imagen de la Virgen, que ocupa el retablo mayor junto a la talla del Santísimo Cristo del Coloquio.

Hasta la llegada del Concilio Vaticano II, las Coronas no incluían la Eucaristía y consistían en la lectura en latín del Miserere (salmo 50), en la meditación de la Pasión del Señor, y en la disciplina, momento en el que los hombres que eran hermanos de la Cofradía se disciplinaban dentro de la Ermita con las luces apagadas.

Con la primera Corona, comienza la preparación de la Hermandad para la Semana Santa, y muy especialmente, para el viernes de Dolores. El viernes previo al de Dolores, una vez acabada la Corona, la imagen de la Virgen será trasladada a la Iglesia Parroquial Nuestra Señora de la Asunción, para comenzar al día siguiente el Septenario de la Virgen.

El viernes de Dolores es el día más esperado para la Hermandad. Por la tarde se celebra la última Corona en la Iglesia Parroquial, y después de la eucaristía, la imagen de Nuestra Señora de los Dolores recorre las calles de Villacañas refugiada en el templete en el que procesiona. Los hermanos, con capa castellana y escapulario de la imagen titular, acompañan a la madre dolorosa junto a la Banda Municipal de Música.

La imagen de la Virgen de los Dolores, tallada en 1942 por el imaginero madrileño Tomás Parés, también procesiona por las calles de Villacañas la noche del Jueves Santo desde la Iglesia Parroquial Nuestra Señora de la Asunción hasta la ermita del Santísimo Cristo del Coloquio, templo en el que finaliza su recorrido y donde quedará guardada hasta el año siguiente.

La Cofradía de Nuestra Señora de los Dolores, fundada en 1770, debe su particular idiosincrasia a la Congregación de los Siervos de la Virgen María, a la que se agregó la Hermandad en el momento de su fundación en el siglo XVIII, después de solicitar a Roma esta integración.

Además, este primer viernes de Cuaresma ha servido en Villacañas para comenzar a preparar una Semana Santa que este año estrena declaración de Interés Turístico Regional con la celebración del primer Vía Crucis, preparado por los jóvenes y presidido por la imagen del Santísimo Cristo de la Agonía, que partió desde la Ermita de San José para recorrer el barrio y rezar las 14 estaciones.

¿Te ha gustado este artículo? ¡Compartelo!

Más noticias de Diario de Pasión

spot_imgspot_img
spot_imgspot_img
Booking.com
3,183FansMe gusta
5,578SeguidoresSeguir
2,984SeguidoresSeguir
489SuscriptoresSuscribirte