jueves, 18 agosto 2022
Booking.com

El Tiro de Línea recibió de nuevo a sus devociones más arraigadas

Booking.com
3,183FansMe gusta
5,578SeguidoresSeguir
2,985SeguidoresSeguir
488SuscriptoresSuscribirte

El pasado Domingo, pudimos contemplar el traslado de regreso de los titulares de Santa Genoveva a su templo, tras cuatro meses de estancia en la Parroquia de San Sebastián por la rehabilitación de la solería de la Sede de la Hermandad del Lunes Santo.

Fotografía: Joaquín Galán.

Eran las seis menos cuarto cuando el sonido de la puerta de la Sede Canónica de la Hermandad de la Paz indicaba el inicio del traslado, entre un ambiente que recordaba al vivido cada Domingo de Ramos en el Barrio del Porvenir. El sol, digno del llamado «Verano de San Miguel», bañaba al completo la cruz de guía de carey y plata que abría el cortejo, como cada Lunes Santo. Poco tiempo después el Señor Cautivo se ponía en la calle acompañado de todo su barrio, que hace que el Abandono de Cristo solo se quede en el nombre. A resaltar la imagen inusual de ver a la imagen cristífera de la hermandad con túnica bordada en la calle, ya que lo luce en contadas ocasiones especiales.

Fotografía: Joaquín Galán.

Mientras el Señor Cautivo se perdía por las calles arboladas de naranjos, las andas que portaban a Nuestra Señora de las Mercedes se movían en el interior del templo buscando el sol para que acariciara la tez blanquecina de la obra de José Paz Vélez, que iba exornada con un friso de rosas y nardos que desprendían un olor absolutamente arrebatador. Destacar que en la presidencia de las andas de la Santísima Virgen pudimos ver a distintos hermanos mayores de hermandades como la Sed, el Gran Poder, el Rocío de Sevilla Sur o la Paz, cuyo estandarte acompañó a la comitiva hasta la Calle Virgen de la Paz.

Fotografía: Joaquín Galán.

El cortejo buscaba por fin el Tiro de Línea por las inmediaciones de Felipe II, con una gran compostura y celeridad, llegando al barrio con cerca de una hora de adelanto. Una vez dentro de la Avenida de los Teatinos, el ritmo se realentizó, ya que la hermandad, tuvo a bien aprovechar la ocasión y celebrar el rosario, culto de reglas de la corporación y que contaba con previa autorización eclesiástica. Lágrimas de emoción, propias del reencuentro acompañaron a las imágenes hacia su parroquia. Justo antes de finalizar el traslado una gran petalada recibió la Virgen de las Mercedes para posteriormente girar hacia Romero de Torres y así terminar este acto lleno de simbolismo, pero a la vez humilde y preparado milimétricamente y con la compostura propia de la corporación del Lunes Santo.

¿Te ha gustado este artículo? ¡Compartelo!

Más noticias de Diario de Pasión

spot_imgspot_img
spot_imgspot_img
Booking.com
3,183FansMe gusta
5,578SeguidoresSeguir
2,985SeguidoresSeguir
488SuscriptoresSuscribirte