jueves, abril 9, 2020

El epílogo de su sonrisa agosteña

Siempre soriente, así es la patrona de los sevillanos, la Virgen que nos sonríe a diario, pero que estos días ha tenido ese brillo especial de ser el centro de todas las miradas y el destino final de muchos que se encuentran o vienen de fuera de la capital hispalense.

En las primeras horas de la tarde del día 21 de Agosto se cerraba la última jornada del segundo besamanos de la Virgen de los Reyes dando por concluidos sus principales actos del mes de Agosto con motivo de la solemnidad del dogma asuncionista a falta del último día de la octava y la apertura de la urna de plata con las reliquias de su devoto hijo, el rey San Fernando III. La imagen de la Virgen ha recibido el beso de miles de devotos que hasta la Capilla Real se desplazaban con tal de depositar en las manos de la divina efigie el beso de amor y gratitud por todo lo vivido, luciendo la imagen de la patrona un terno más conocido por fotografías que por su uso reciente, estando formado por una saya blanca y un manto color carmesí bordado en oro al estilo imperio fácilmente encajables en el s.XIX

Finalmente, y tras todo lo vivido la imagen de la Virgen de los Reyes volvía a su camarín, donde nos seguirá sonriendo y velando por su ciudad.

Más artículos de interés

- Advertisement -

¡síguenos!

686FansMe gusta
2,843SeguidoresSeguir
1,360SeguidoresSeguir




- Advertisement -