lunes, 8 agosto 2022
Booking.com

En las cuentas de sus Lágrimas y Favores

Booking.com
3,183FansMe gusta
5,578SeguidoresSeguir
2,979SeguidoresSeguir
488SuscriptoresSuscribirte

«Málaga la Bella puede ver tu llanto

lágrimas rodando como corales en rostro santo»

Salía con la tarde en calma que trae el otoño la Virgen «de verde oliva, de mar templado», como recitara Antonio Banderas en su canto. En el entresijo de calor que se afanan en tejer las tardes de un verano que hace tiempo que nos dejó y con una calle de San Juan expectante, la Cofradía de Fusionadas abría las puertas de su templo pasadas las siete con un cortejo tan íntimo y sobrio como pide la propia liturgia de un rosario. Dos filas de hermanos con cirios acogía la solemnidad del rezo en un ambiente que no acostumbra al forastero en este tiempo, flanqueando el paso de la Virgen de Lágrimas y Favores en todo momento por las ruidosas calles del centro de la ciudad.

La Señora, vestida con saya azul pavo y manto de terciopelo rojo relucía con una sobriedad reseñable dulcemente ataviada por su vestidor José Miguel Moreno y con el detalle (más que acertado) de portar un rosario de coral rojo en las entretelas de su blonda. Estrenaba además para la ocasión unos candelabros arbotantes, obra del taller de orfebrería Angulo, que consiguieron disponer a la imagen en una dinámica mucho más elevada guardando el diseño que concibiera su actual vestidor y principal propulsor de esta devoción en la hermandad.

Las cuentas del rosario iban cayendo con la tarde acompañada del ronco sonar de un tambor, y los más rezagados se acercaban curiosos a la cortesía de la procesión. Y una vez concluido el acto seguirían acercándose las plegarias del día a día, quizá dando las gracias por los muchos Favores que la Virgen concede a sus orantes.

¿Te ha gustado este artículo? ¡Compartelo!

Más noticias de Diario de Pasión

spot_imgspot_img
spot_imgspot_img
Booking.com
3,183FansMe gusta
5,578SeguidoresSeguir
2,979SeguidoresSeguir
488SuscriptoresSuscribirte